Inicio Inteligencia Análisis La huella legislativa de los primeros cien días del Gobierno de Mariano...

La huella legislativa de los primeros cien días del Gobierno de Mariano Rajoy

Las elecciones del pasado 20 de noviembre dejaron al Partido Popular con una comoda mayoría absoluta que le daba vía libre para aplicar su programa electoral sin tener que pactar con nadie. Eso sí, con la crisis económica marcando sus prioridades desde el primer momento.

A continuación le resumimos las acciones legislativas del Gobierno en estos primeros cien días.

El desempleo, un déficit público elevado y un sector financiero insolvente han sido y siguen siendo los principales problemas de España. La cuestión es ¿cómo los está atajando el Ejecutivo? A continuación le resumimos la respuesta del Gobierno a través de sus acciones legislativas.

Mariano Rajoy ha canalizado sus políticas a través del uso de Reales Decreto Ley. En los primeros tres meses de 2012, ha aprobado un total de catorce. En 2011 se habían aprobado veinte. Esta fórmula legislativa se usa habitualmente en casos extraordinarios y de urgente necesidad, dado que permite una vía más rápida y agil de aprobar leyes.

Tras trece Consejos de Ministros celebrados, han sido cinco los Reales Decreto Ley que más atención han generado. En primer lugar, el Real Decreto-ley 20/2011, del 30 de diciembre, que trajo medidas en materia presupuestaria, tributaria y financiera para la corrección del déficit público. A finales de marzo, estas fueron ampliadas a través del Real Decreto-ley 12/2012.

En segundo lugar, destacamos el Real Decreto-ley 2/2012, del 3 de febrero, cuyo objetivo fue el saneamiento del sector financiero. Una semana después de anunciar esta medida, el Gobierno presentó la que fue una de sus promesas electorales: la reforma laboral. Lo hizo a través del Real Decreto-ley 3/2012 y le ha costado una huelga general.

Una vez que el Ejecutivo pasó de la fase de reorganización de ministerios y evaluación de la situación, comenzó la puesta en práctica de sus políticas. En esta línea, durante febrero y, sobretodo en marzo, la Moncloa sacó adelante el Real Decreto-ley 4/2012  para crear un mecanismo de financiación para el pago a los proveedores de las entidades locales y, posteriormente, aprobó su respectivo Fondo a través del Real Decreto-ley 7/2012. El 30 de marzo, además,  acordó en Consejo de Ministros el Real Decreto-ley 13/2012, del 30 de marzo, que realiza cambios en el sector energético.

Independientemente de los Reales Decreto-ley, el Gobierno ha definido su gestión también a través de otras iniciativas administrativas y legislativas que han traído sobre la mesa temas como la reforma del sector público empresarial o la creación de una Ley de transparencia, para cuya elaboración la Moncloa ha habilitado una página web en la que cualquier ciudadano puede dejar sus comentarios.

No menos importante fue la remisión a las Cortes Generales del Proyecto de Ley Orgánica de Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad Financiera y la reforma de los organismos reguladores propuesta por el Gobierno y que ya analizamos en nuestro artículo El proyecto de Ley Orgánica de Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad Financiera supera su primer examen parlamentario.

Los primeros cien días de Mariano Rajoy en el poder han mostrado buena parte de la línea política que su Ejecutivo seguirá durante 2012. Una vez pasadas las elecciones autonómicas de Andalucía y Asturias, la Moncloa ya prepara sus siguientes prioridades: la reforma de la sanidad, la educación y el sector energético. Además de la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado, tramitados en el Congreso de los Diputados durante el mes de abril.

Fotografía de La Moncloa.